La Tercera Noble Verdad

La Tercera Noble Verdad

La Noble Verdad del Cese de dukkha

dukkha nirodho ariya sacca

© 2005–2011

La definición

“Y esta, monjes, es la noble verdad del cese de dukkha: el desvanecimiento y cesar sin restos, la renuncia, el abandono, la liberación, y el dejar ir de ese mismo Ansia.”

— SN 56.11

El desencanto es supremo

“Entre todas las cualidades que puedan haber, fabricadas o no fabricadas, la cualidad del desencanto — el sometimiento de la intoxicación, la eliminación de la sed, el desenraizamiento del apego, la ruptura de la ronda, la destrucción del ansia, el desencanto, el cese, la realización del Desatamiento — es considerado supremo. Aquellos que tienen confianza en la cualidad del desencanto tienen confianza en lo que es supremo; y para aquellos con confianza en lo supremo, supremo es el resultado.”

— Iti 90

Aquietamiento: el sello distintivo de la meta

“Esto es paz, esto es exquisito — el aquietamiento de todas las fabricaciones, el abandono de todas las adquisiciones, la terminación del ansia, el desencanto, el cese, el Desatamiento.”

— MN 64

Desentrañando las causas del sufrimiento

“Monjes, la terminación de los flujos existe para quien sabe y ve, les digo, no para quien no sabe y no ve. ¿Para quién sabe qué y ve qué existe la terminación de los flujos? ‘Así es la forma, así es su originamiento, así es su desaparición. Así es la sensación, así es su originamiento,  así es su desaparición. Así es la percepción, así es su originamiento,  así es su desaparición. Así son las fabricaciones, así es su originamiento,  así es su desaparición. Así es la conciencia, así es su originamiento,  así es su desaparición.’ La terminación de los flujos es para quien sabe de esta manera y ve de esta manera.

“El conocimiento de la terminación en presencia de la terminación tiene su prerrequisito, les digo. No es sin un prerrequisito. ¿Y cuál es su prerrequisito? La liberación… La liberación tiene su prerrequisito, les digo. No es sin un prerrequisito. ¿Y cuál es su prerrequisito? El desencanto… El deshechizo… El conocimiento y visión de las cosas como realmente se presentan… El reposo mental… El alivio… La serenidad… El arrobamiento… La alegría…La convicción… El sufrimiento… El nacimiento… El devenir… El aferramiento… El ansia… La sensación… El contacto… Los seis medios sensoriales… Nombre y forma… La conciencia… Las fabricaciones… Las fabricaciones tienen su prerrequisito, les digo. No son sin un prerrequisito. ¿Y cuál es su prerrequisito? La ignorancia…

“Así como cuando los devas vierten lluvia en gotas pesadas y en truenos sobre las grandes montañas: El agua, fluyendo por las pendientes, repleta las fisuras y grietas y cauces montañosos. Cuando las fisuras y grietas y cauces montañosos están repletos, éstos repletan las pequeñas lagunas. Cuando las pequeñas lagunas están repletas, éstas repletan los grandes lagos… los pequeños ríos… los grandes ríos. Cuando los grandes ríos están repletos, éstos repletan el gran océano. De igual manera:

las fabricaciones tienen a la ignorancia como su prerrequisito,
la conciencia tiene a las fabricaciones como su prerrequisito,
los seis medios sensoriales tienen a la conciencia como su prerrequisito,
el contacto tienen a los seis medios sensoriales como su prerrequisito,
la sensación tiene al contacto como su prerrequisito,
el ansia tiene a la sensación como su prerrequisito,
el aferramiento tiene al ansia como su prerrequisito,
el devenir tiene al aferramiento como su prerrequisito,
el nacimiento tiene al devenir como su prerrequisito,
el sufrimiento tiene al nacimiento como su prerrequisito,
la convicción tiene al sufrimiento como su prerrequisito,
la alegría tiene a la convicción como su prerrequisito,
el arrobamiento tiene la alegría como su prerrequisito,
la serenidad tiene al arrobamiento como su prerrequisito,
el alivio tiene la serenidad como su prerrequisito,
el reposo mental tiene al alivio como su prerrequisito,
el conocimiento y visión de las cosas como realmente se presentan tiene al reposo mental como su prerrequisito,
el deshechizo tiene al conocimiento y visión de las cosas como realmente se presentan como su prerrequisito,
el desencanto tiene al deshechizo como su prerrequisito,
la liberación tiene al desencanto como su prerrequisito,
el conocimiento de la terminación tiene a la liberación como su prerrequisito.”

— SN 12.23

Donde ni el placer ni el dolor pueden surgir

“Del desvanecimiento y cese sin restos de esa misma ignorancia, ya no existe más [el sentido del] cuerpo a cuenta de quien ese placer y dolor surgen internamente. Ya no existe más el hablar… la mente a cuenta de uien ese placer y dolor surgen internamente. Ya no existe más el terreno, el sitio, la dimensión, o el asunto a cuenta de quien ese placer y dolor surgen internamente.”

— SN 12.25

Condicionalidad Esto/Aquello

“¿Y cuál es el noble método que es correctamente visto y correctamente descubierto mediante la sabiduría? Está el caso en que un discípulo de los nobles nota:

Cuando esto es, aquello es.
Del surgimiento de esto viene el surgimiento de aquello.
Cuando esto no es, aquello no es.
Del cese de esto viene el cese de aquello.

“En otras palabras

“De la ignorancia como condición requisito vienen las fabricaciones. De las fabricaciones como condición requisito viene la conciencia. De la conciencia como condición requisito viene nombre-&-forma. De nombre y forma como condición requisito vienen los seis medios sensoriales. De los seis medios sensoriales como condición requisito viene el contacto. Del contacto como condición requisito viene la sensación.  De la sensación como condición requisito viene el ansia. Del ansia como condición requisito viene el aferramiento. Del aferramiento como condición requisito viene el devenir.

Del devenir como condición requisito viene el nacimiento. Del nacimiento como condición requisito vienen envejecimiento y muerte, tristeza, lamentación, dolor, pesar y desesperación. Tal es el origen de toda esta masa de sufrimiento y estrés.

“Ahora, del desvanecimiento y cesar sin restos de esa misma ignorancia viene el cese de las fabricaciones. Del desvanecimiento y cesar sin restos de las fabricaciones viene el cese de la conciencia. Del desvanecimiento y cesar sin restos de la conciencia viene el cese de nombre y forma. Del desvanecimiento y cesar sin restos de nombre y forma viene el cese de los seis medios sensoriales. Del desvanecimiento y cesar sin restos de los seis medios sensoriales viene el cese del contacto. Del desvanecimiento y cesar sin restos del contacto viene el cese de la sensación. Del desvanecimiento y cesar sin restos de la sensación viene el cese del ansia. Del desvanecimiento y cesar sin restos del ansia viene el cese del aferramiento. Del desvanecimiento y cesar sin restos del aferramiento viene el cese del devenir. Del desvanecimiento y cesar sin restos del devenir viene el cese del nacimiento. Del desvanecimiento y cesar sin restos del nacimiento entonces envejecimiento y muerte, tristeza, lamentación, dolor, pesar, y desesperación todos cesan. Tal es el cese de toda esta masa de sufrimiento y estrés.

“Este es el noble método que ha visto correctamente y descubierto correctamente mediante la sabiduría.”

— AN 10.92